Un jaguar es visto por primera vez en el suroriente de Boyacá

Se trata de un carnívoro félido de la subfamilia de los panterinos que tiene hábitos nocturnos y que se caracteriza, en su gran mayoría, por ser solitario. Esta especie está en peligro de extinción y su maravillosa presencia se pudo evidenciar en el Páramo de Mamapacha y Bijagual, ubicados en el departamento de Boyacá.

Aunque es catalogado como un depredador activo, y algunas personas lo ven como una amenaza, su principal rol ecológico es controlar las poblaciones de otras especies.

El descubrimiento lo realizó la Corporación Autónoma Regional de Chivor (Corpochivor), y en un comunicado de prensa su director general, Plinio Rolando Forero,invitó a “unirse a nuestra alianza para proteger y conservar la biodiversidad de la región; todos los animales y plantas cumplen una función en nuestros ecosistemas y garantizan la conservación de las condiciones de vida que tenemos actualmente. En nuestras manos está el seguir disfrutando de un territorio lleno de vida y heredarlos a las futuras generaciones”.

Corpochivor cuenta con un plan de monitoreo de biodiversidad, desarrollado en las áreas protegidas declaradas en Colombia, usando cámaras trampa con las que se ha identificado la presencia de mamíferos medianos y grandes, así como de algunas especies de aves. Entre los registros obtenidos durante este año se destacan los del Páramo de Mamapacha y Bijagual, donde han sido avistadas especies como el cuzumbo (Nasuella olivacea), el armadillo (Dasypus novemcinctus), la paca de montaña (Cuniculus tacksawnoski), el oso andino (Tremarctos ornatus) y el ya mencionado jaguar (Panthera onca).