Alianzas para la resiliencia y el desarrollo sostenible de más de 2.000 familias cacaocultoras.

Spread the love

En los últimos 5 años, el sector cacaotero ha reportado crecimientos anuales del 5% con un aporte del 0,6% al PIB agropecuario en 2022; mismo año donde hubo una producción de 62.158 toneladas de este fruto, de acuerdo a los datos de la Federación Nacional de Cacaoteros, Fedecacao.

La importancia de la siembra de este fruto en el país radica en las más de 65.000 familias que se sustentan con este cultivo, que está directamente vinculado a la preservación del medio ambiente por tener un sistema productivo agroforestal, diseñado para optimizar el uso del suelo y la protección de recursos biofísicos, como lo señalan los análisis del Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural y la Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria – Agrosavia.

En este contexto, en 2021 se inició el proyecto USDA Food for Progress Colombia -Cacao y Cultivos Complementarios para el Desarrollo (C4D); el proyecto de cooperación internacional más ambicioso que se ha desarrollado en Colombia para el fomento del sector cacaotero. Es financiado por el Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) e implementado por Partners of the Americas. Con una inversión de USD$ 25 millones en 5 años, C4D apoya a cerca de 5,000 productores y trabaja con todos los actores de la cadena de valor para incrementar la productividad, alcanzar un ingreso digno para las familias cacaocultoras y expandir el comercio del cacao y sus cultivos complementarios.

“C4D implementa un conjunto de estrategias que permiten reducir el riesgo a lo largo de la cadena de valor del cacao, buscando facilitar el acceso a financiación y la promoción de inversiones necesarias para el crecimiento del sector en Colombia. Un riesgo clave frente al cual debemos generar resiliencia, es el riesgo climático” señaló Pablo Ramírez, Jefe del Proyecto C4D.
Efectivamente, según el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural, el Fenómeno de El Niño dejó más de 80.000 hectáreas de cultivos de todo tipo afectados por el déficit de agua, las heladas y los incendios, situación que no es ajena a los cultivos de cacao. Para hacer frente a este tipo de choques climáticos, el Ministerio, a través de Finagro, promueve que los pequeños productores protejan sus inversiones, destinando recursos al incentivo a la prima del seguro que se otorga para la protección de sus cultivos.

Con la implementación del seguro paramétrico Cacao Seguro de Seguros Bolívar, C4D busca proveer un mecanismo financiero que ofrece ayuda inmediata a pequeños productores de cacao ante eventos climáticos extremos de sequía o exceso de lluvia, evitando así que las familias pierdan su inversión y llevando a que estas mantengan su estabilidad financiera en momentos difíciles.

Es así como en 2023, Seguros Bolívar, con el apoyo de MiCRO, ha venido aportando al desarrollo sostenible de las familias cacaocultoras gracias a esta alianza con el proyecto C4D, a través de la cual se han protegido 3.979 hectáreas de cacao de 2.103 pequeños productores en 35 municipios ubicados en los departamentos de Antioquia, Huila, Bolívar, Cesar, Córdoba, La Guajira, Magdalena y Tolima. Para ello, Finagro aportó 1,722 millones de pesos del Incentivo al Seguro Agropecuario para garantizar la resiliencia de estos productores cubiertos por Cacao Seguro.

“Reconocemos el cacao como un cultivo con prácticas sostenibles, que le apuesta al progreso del país, con el que miles de familias se sustentan económicamente y también hacen un gran aporte al medio ambiente, trabajamos de la mano de Cacao para el Desarrollo (C4D) y Partners of the Americas para garantizar que el agro colombiano viva seguro y tranquilo”, expresó Álvaro Carrillo, presidente de Seguros Bolívar.

Seguros Bolívar ha dispuesto un conjunto de valores agregados que junto con la póliza ayuda a los productores a proteger su inversión, a tener acceso a servicios de salud a través de telemedicina, donde vía telefónica pueden hacer sus consultas médicas, independientemente del lugar donde se encuentren ubicados, además de un acompañamiento con educación financiera rural, para que puedan construir un bienestar financiero, puedan alcanzar sus metas y conozcan cómo proteger su patrimonio y mejorar las finanzas familiares.

Para el 2024, el proyecto C4D junto a Seguros Bolívar, espera proteger y aumentar la resiliencia de 2.000 cacaocultores adicionales a los 2.103 que ya se encuentran en el programa y que ya empiezan a comprender la importancia de asegurarse, pues cerca de 300 productores ya recibieron indemnización por las condiciones de sequía presentadas en el último trimestre de 2023.

«Para nosotros las familias productoras contar con esta póliza, es una gran garantía, es darle un estatus empresarial al cultivo, ya que así se pueden prever riesgos climáticos que no se controlan, por eso, es que definitivamente vale la pena darle continuidad, porque por ejemplo cuando el cultivo inicia floración usualmente hay exceso de lluvia y la póliza ayuda a adaptarnos de manera inteligente, con prácticas culturales como la disminución del uso de herbicidas, manteniendo el suelo protegido, manteniéndolos en áreas forestales, con sistemas agroforestales o mejorando sistemas de riego en medio de sequía», asegura Elmer Johan Zapata, beneficiario del programa C4D y de Cacao Seguro, quien actualmente es el gerente y representante legal de la asociación de cacaoteros ASOCAVAL del municipio de Valdivia, Antioquia